Centro de desintoxicación en Málaga

Escríbenos
info@cuveladicciones.es
Llámanos a la clínica
951 969 236
Llámanos al móvil
646 621 781
Horario
Lu - Vi: 8AM - 5PM

En esta época entrañable, el consumo de alcohol y otras sustancias  aumenta. Te contamos por qué en Navidad se dispara el consumo de todo tipo de drogas.

 

Consumo de drogas en Navidad

Son momentos y lugares donde las probabilides de consumir o de iniciarse en la ingesta de estupefacientes son muy altas. Veamos hoy cómo se multiplica el desarrollo de dependencias, el número de personas que prueban por primera vez las drogas y el de las recaídas. 

¿Por qué esta fecha tan señalada se ha convertido en una cruz negra en nuestro calendario?  Por tres situaciones: es la época de empezar a consumir, se recae más y se abusa mucho. Este hecho se evidencia en el:

  • incremento de positividad en las pruebas de alcohol y estupefacientes realizadas por la DGT. 
  • la captación de distribuidores de sustancias psicoactivas y las operaciones desmanteladas.  
  • los numerosos incidentes causados por adictos y principiantes.
  • las cifras de visitas a urgencias por intoxicaciones y sobredosis. 

Llega la Navidad y con ella todo invita a los excesos: se concentran más días festivos, hay celebraciones y fiestas, comidas de empresa donde desmelenarse, la familia se junta al completo y se pasan más horas de juerga.

 

Inicio al consumo

Iniciamos el consumo de drogas en Navidad porque las vacaciones se relacionan con un periodo de ocio y disfrute. Además, termina una temporada para empezar un nuevo año. 

La festividad conlleva una serie de actividades relacionadas con salidas nocturnas que propician el acercamiento a sustancias. Las personas conciben que es el momento de vivir experiencias distintas. Y el ambiente que les rodea favorece esta actitud. 

Muchos jóvenes van a iniciarse en el consumo de drogas de diseño en la tan esperada fiesta de Nochevieja. Es algo que pueden planear durante todo el año, un riesgo para la salud.

 

drogas navidad

 

Aumento del consumo

Aumentamos la cantidad ingerida porque…el ambiente invita, la pubilicidad incita y la gente es más permisiva con los excesos. 

Damos rienda suelta a las conducta adictivas: compramos más regalos, nos damos más caprichos, comemos más cantidad y gastamos más dinero. La sobre estimulación está justificada socialmente y da lugar al sobreconsumo de drogas: 

  1. Muchos bebedores habituales corren el riesgo de volverse adictos y pasar la fina línea entre un bebedor social y un dependiente. Y es que la adicción se desarrolla con el abuso, la repetición del consumo.  En esta fechas es más fácil justificarlo. Si quieres saber si tú o un ser querido es adicto al alcohol, te recomendamos nuestro post: «¿Cómo saber si soy alcohólico?«. 
  2. El consumo abusivo de alcohol lleva a tomar otro tipo de sutancias como la cocaína. Existen numerosas consecuencias de la adicción a la cocaína.
  3. Si alguien ya ingería sustancias estupefacientes, en Navidad multiplicará su consumo. También es una época de riesgo para el posible crecimiento de adiciones a otras drogas.
    Tomar sustancias asociadas a la Navidad puede ser algo habitual en fiestas navideñas o de fin de año, en locales o discotecas. El MDMA o éxtasis es habitual que aparezcan con este tipo de diseños.
  4. Por otro lado, la Navidad es la excusa perfecta para un adicto. Cualquiera de estos momentos festivos sirve como precedente para sobrepasar los límites. No necesitan esconderse y se sienten menos mal al hacer lo que todo el mundo. 

 

Recaída al consumo

Por último, hay más posibilidades de recaer por la influencia decisiva que tiene el entorno social en personas con problemas de adicción. 

Afecta en la recuperación de los que ya no están consumiendo. La presión social despierta el deseo de consumir, el camino se les hace duro, viviendo ese ambiente. En consecuencia, las recaídas en las drogas son más propicias a materializarse. 

Igualmente, el reencuentro con familiares y amistades del pasado da lugar a celebraciones, pero también a enfrentamientos. Se pueden presentar situaciones de conflicto familiar y social que desestabilicen emocionalmente al enfermo. Una mayor soledad o tristeza les empuja a volver a consumir y las recaídas se multiplican. Cuidado, ambos eventos son situaciones de riesgo.

Para evitar recaer en Navidad, es importante que los adictos se rodeen de un ambiente tranquilo y refuercen el autocontrol. Sobre todo los primeros años, cuando están deshabituándose de las sustancias. 

 

tratamiento-drogas

 

En general, debemos mantenernos precavidos en Navidades porque las consecuencias de su consumo pueden ser trascendentales: 

  1. Si es nuestro primer contacto, vincularemos cada evento importante con la ingesta de estupefacientes. 
  2. Incrementar la cantidad ingerida puntualmente, puede desembocar en un aumento progresivo y, por tanto, adicción. Por ejemplo, entre un 15 y un 20% de los que se inician en el consumo de bebidas alcohólicas desarrollará la dependencia, no podrá controlarlo.
  3. Por último, las recaídas suponen un paso atrás en nuestro distanciamiento frente las drogas y puede ser muy difícil o imposible una vuelta a la recuperación. 

Prevenir es necesario, el único modo de alejarnos de una vida tóxica. La Navidad es una época atractiva y para disfrutar con nuestros más allegados, no para caer en un pozo sin fondo.

¿Te ha gustado el artículo?

Suscríbete. Déjanos tu email y recibe contenido genial cada mes


¡Exprésate! Dejanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto el Aviso Legal y la Política de Privacidad



Aún no hay comentarios en esta entrada. ¿Te animas?
Call Now Button